Noticias

Actualiza con la mejor información y las ultimas noticias

UN ABOGADO AFIRMA NO ERA RECOMENDABLE PRISIÓN EN EL CASO SOBORNOS ODEBRECHT


SANTO DOMINGO.- El abogado penalista Carlos Balcácer dijo ayer que es erróneo pensar que a través de prisión se puede sonsacar a presuntos vinculados con el caso Odebrecht a hacer revelaciones o evitar que se repitan en la República Dominicana hechos de sobornos, como los que esta empresa ha admitido.

 Indicó que ha sido correcto el procedimiento de “investigar a los señalados por el soborno, alejándonos de medida de coerción gravosa, de prisión”, porque si se hubiera optado por esto último, se hubiera convertido en un chantaje estatal.

En declaraciones para ALMOMENTO.NET Balcácer dijo que lo único que no le gusta del acuerdo es el plazo de ocho años en que Odebrecht deberá pagar la indemnización y las cuotas de la misma. Observó que de aquí al 2025 esta empresa puede quebrar, como consecuencia del escándalo internacional en que se ha visto envuelta y de la ¨metástasis moral¨ que ha sufrido.

Observó que si el Estado hubiera decidido enjuiciar a la Odebrecht o a alguno de los funcionarios del Gobierno a fin de que devuelvan el dinero que se sospecha han recibido, ello debió ser “en base a un procedimiento probatorio, no al populismo”, y existía el riesgo de que no hubiera la negociación mediante la cual la empresa pagará como indemnización 184 millones de dólares.

Agregó que el artículo 341 del Código Procesal Penal permite incluso hasta suspender la pena a un al condenado por soborno y en la República Dominicana se han dado casos de personas que han preferido irse a prisión con tal de no devolver determinadas sumas de dinero.

preventiva


Balcácer dijo que la prisión preventiva sólo procede cuando hay peligro de fuga y nadie tiene la certeza de que los involucrados en el caso Odebrecht se fugarán.

Declaró que en este caso ha habido “una retractación, una admisión del hecho, una admisión del crimen” y si bien es cierto se debe poner un ejemplo para que no se repitan hechos de esta naturaleza, como lo exige una parte importante del “pensamiento sancionador” dominicano, también lo es el hecho de que se trata de hechos admitidos y lo prudente era que hubiera “un advenimiento”.

¨Hay un enfado a nivel colectivo, eso es verdad, pero esto no es un problema de enfado sino de captar dinero, que se necesita para construir palacios de justicia, escuelas y fondos especiales, hospitales, etcétera, que el morbo nunca los va a poner, por cierto”, expresó.

Destacó que al representante de Odebrecht aquí no lo pueden obligar a hablar mediante medida de coerción o con métodos de la dictadura de Trujillo.

“Morbo popular insatisfecho”


Tras aclarar que él no tiene vínculos con ninguno de los involucrados, Balcácer explicó en este caso hay tres vertientes: la del morbo popular insatisfecho y que nunca duerme, la sed de justicia de la población y la politiquería barata.

Pero la realidad, según dijo, es que se trata de “delitos económicos” y que el soborno, según los artículos 177 al 172 del Código Penal, sólo conlleva penas de entre cinco meses y seis años pues no está inscrito dentro de los crímenes capitales tales como violación sexual, homicidio, asesinato, tráfico de narcóticos o de personas, que son los flagelos que tienen en vilo al mundo.

“En ese caso lo que sí importa es que el Estado recupere. El Estado tiene que recuperar porque aquí no se está tratando de crímenes capitales”, indicó.

En tono sarcástico, Balcácer dijo que aquí “hay una buena parte de trujillismo en el inconsciente colectivo” y también “muchos demócratas que sufren una simbiosis, pues amanecen a veces siendo trujillistas y quieren cárcel”.

“Pero no, el tema no se resuelve con prisión preventiva. La prisión preventiva es un remedio para el peligro de fuga, pero el peligro de fuga es una excepción, hay que demostrarlo. Entonces usted no puede aplicarla a personas que demuestran que pueden ir semanalmente ante el despacho del Ministerio Público”, agregó.

Declaró que si el representante de Oderbrecht se mantiene firme y dice que no señalará a nadie, no está en el Código Penal la fórmula de tomar una pistola y ponérsela en la cabeza para que hable.

Según Balcácer en los Estados Unidos son normales este tipo de acuerdos y la situación es tal que un dominicano que exhibió a su concubina desnuda en la calle, no recibió prisión preventiva, pues allá allá no usan eso.

Declaró, sin embargo, que lo mismo no ocurre en la República Dominicana “porque aquí no hay tradición de soborno descubierto y las investigaciones siempre se han quedado truncas”.

No está de acuerdo con el plazo


El procurador Jean Rodríguez informó la semana pasada que el monto de 184 millones será saldado paulatinamente mediante pagos anuales parciales hasta enero del 2025, iniciando con un primer abono de 30 millones de dólares, desembolsado a la firma del acuerdo.

Balcácer sugirió que sea discutido de nuevo el plazo contemplado en el acuerdo, elcual -a su juicio, es demasiado prolongado con relación al volumen de dinero y a la necesidad que tiene el pueblo dominicano de satisfacer necesidades económicas.

También recomendó que el Estado procure, con los hilos de la investigación, determinar hasta donde llegó el soborno y convocar a las personas involucradas a que transiten por el mismo camino de Odebrecht.

Fuente:almomento

0 comentarios:

Anímate a comentar tu opinión es importante para nosotros